24 dic. 2013

¡Señor Martini!. ¡Un "singing in the rain", por favor!.



Sí, ya se sienten las cosquillitas. ¡Llegó la NAVIDAD!. Época de reencuentros, de vuelta al hogar ... y ... ¡paraguas!. ¡MUCHOS PARAGUAS!. Con el historial de la majareta de Zia, pensaréis ... ¿se habrá presentado cantando eso de Supercalifragilísticoexpialidoso?. También existen los mañosos. Aquéllos que pintan sobre cualquier superficie y dibujan un paraguas uniendo estrellas. ¡Qué grande - e irreal- es el cine!. Ese momento me recuerda a esos libros infantiles de "une los puntos" para formar o completar una figura o dibujo.






El texto que aparece al inicio de la entrada pertenece a una canción navideña de "Maldita Nerea", "Veré la estrella", aunque con un pequeño cambio, porque PARAGUAS equivale a SONRISAS, y con la versión que realiza la cordobesa India Martínez del villancico. ¡Bienvenido Mr. Winter!.



De Mary Poppins a otra Mary, y tiro porque me toca. Sí, otro clásico del cine, típico de Navidad. ¡Señor Martini, tráiganos algo de beber!. ¡Qué bello es vivir!. ¡Cuánta razón tiene Mary!. Si Búfalo no puede dormir, dale una galleta y un vinillo dulce (a este último le falta el tradicional "barquillo", espero que George y Mary me perdonen).








Nunca hay que olvidar a quiénes has querido, quieres y seguirás queriendo porque inevitablemente estás hecho pedacitos de ellos y siempre formarán parte de ti. Siempre al origen y mirando al horizonte.




¡FELIZ NAVIDAD!. 
¡Qué los buenos deseos, las ilusiones, los sueños, los abrazos no terminen con la retirada de las luces, del árbol de navidad ...!. Tenemos todo un año por delante. Habrá desilusiones, claro que las habrá, pero está en nuestras manos seguir avanzando y regalando PARAGUAS. 



Si estás interesad@ en las galletitas con fondant, no lo dudes, escribe un correo electrónico a: 

ziasthings@hotmail.com  *


O un mensaje vía facebooksin ningún tipo de compromisoEstaré encantada de atenderos.



"Ángeles de la guarda ... James ... hágase usted digno de esto. Merézcalo" (Capitán John H. MillerSalvar al soldado Ryan).

"En realidad, no importaba de qué tratara el libro, lo importante era lo que significaba" (La ladrona de libros, Markus Zusak).

"Los recuerdos grandes se quedan a vivir en los cuartos del corazón, durante la vida asoman cuando quieren ..." (La Alhambra de Salomón, José Luis Serrano).

"Los abrazos que hablan, momentos que marcan" (Llegará, Antonio Orozco).

4 nov. 2013

A ras del cielo: la aventura de los molinos.

   
    Sanchooooooooo, Quijote. Quijoooooooooooote, Sancho. Sanchoooo, Quijote. Quijooooote, Sancho. Los besos se han ido ... ¡a tomar viento fresco!. Winter is coming. Sí, "humor" -toque irónico- de Zia. Ha llegado, más feliz que una perdiz, con una caja misteriosa, cantando la entradilla de la serie de dibujos animados "Don Quijote de la Mancha" - como una regadera ... sin comentarios- y ha trastocado la entrada por completo, vamos, la ha mandado a tomar por saco. No encaja en su estilo, en su visión escéptica. Cabía la posibilidad de subida de azúcar por empacho y no es plan de enviar a nadie directo al hospital por un café, pudiendo salir de ruta, en plan relajado, sin complicaciones. Además, nada mejor que el poder de lo inesperado. Bueno ... ahí habría mucho qué matizar ... porque hay una amplia gama de colores y matices. Sorpresas, de las buenas, por favor.

     El motivo del cante y momento efusivo no es otro que el hallazgo de algo dado por perdido, una tontería, de ésas que alegran el día porque es como abrir una caja de "cosas favoritas" (merece la pena ver el enlace), un pequeño tesoro, tu tesoro.


Serie filatélica "Correspondencia epistolar escolar" de 1998, dedicada a "Don Quijote de La Mancha". Acuarelas de Antonio Mingote.

     Coged la chupa de cuero o símil. Hace biruji y no es plan de pillar un catarro. ¡Nos vamos de ruta!. ¡Sí!. ¿Rumbo?. Dos opciones a vuestra libre elección. Quien quiera las dos, pues las dos. ¡Buffet libre!. Ambas con un elemento común, MOLINO/S DE VIENTO, y no es La Mancha, ni Holanda. Se trata de prestar atención a esas "pequeñas cosas" que pueden pasar desapercibidas y que son la sal de la vida. ¡Sin olvidarnos de las galletas!.






Opción A: momento familiar. Un avión fumigador sobrevolando los campos de cultivo de Tennessee y una pequeña granja. Música de uno de los grandes compositores de bandas sonoras, Hans Zimmer. ¡Disfrutad del vuelo!. Cuando la música expresa lo que las palabras no pueden o no llegan. La maestría de lo instrumental. Te toca ese punto sensible y ¡zas!, se produce la inevitable conexión. Te atrapa y más vale que estés sól@. ¿Quién no guarda, atesora, algún momento de piloto y copiloto?. Ya sea sentado en las rodillas, paseando agarrado de la mano, a caballito, ..., con figura paternal, maternal, fraternal, ... El amor auténtico y no ese cambiante según la dirección del viento, el fraudulento, el pasajero. Una escena que contiene una alta carga simbólica, llena de valores. ¡Tranquilidad!. No la voy a analizar, ni desgranar, es mejor "sentirla". Posee ese punto alegre, dichoso, relajante, en paz, a la vez, salpicado de añoranza por esos instantes mágicos, felices, al lado de nuestros seres queridos. ¡Me E.N.C.A.N.T.A!. ¡Qué belleza!. Paisajística, sonora, visual, ... ¡Olé el estilo aviador!.¡Y puñetero Hans Zimmer!. ¡Qué genio!.




Aquí un punto y aparte, una pequeña anotación para quién le guste el arte del origami o papiroflexia. Zia tiene la manía de fijarse en los detalles, y cuanto más raros, mejor. Visionad la película de Pearl Harbor y estad atent@s. Si os digo dónde localizarlo, pierde toda la gracia, el encanto. Es un momento de ésos, surrealistas, expedientes X, de autopreguntarse ¿esto existe? y afirmar tajante y automáticamente, sí, pura ciencia ficción, que brinda el cine y es como el famoso "rayo verde". Afortunados y afortunadas quienes lo vean (¡cuidadlo!, ¡valorarlo!, ¡apreciarlo!, no os perdáis en otros destellos), si no, pues nada, queda el socorrido "Juan Palomo", yo me lo guiso, yo me lo como, lo que se denomina "DIY", do it yourself, "hazlo tú mismo" y tan contenta como unas castañuelas. ¡Tu propio avión!. ¡Ya se me ha escapado!. ¡Será por vídeos en youtube!. 




Opción B:  ... Agente Bourne y la Pequeña Venecia (Mykonos, Grecia). Volvemos a lo utópico, a la magia del cine. Aquí cambiamos el avión por la scooter, ¿veis?, la chupa nos viene de perlas. Música a cargo de un compositor americano, Moby, "Extreme ways", ¡TEMAZO!. Y ya que estamos por Grecia, de cabeza a Santorini ... Ayyyyyy ... esas casas blancas con techos azules mirando al mar. Enamorá hasta las trancas de esa bella estampa. Y sí, siempre con música, esta vez, con Luis Bacalov, pincha aquí, ahhhhhh ... ¡ten cuidado!, la música te teletransporta, te imaginas saliendo y cerrando la puerta azul de una de esas casitas y paseando relajadamente con una sonrisota - carita de tonta- cerquita del mar.



Hasta aquí llegó el vuelo, señor@s.


Espero que hayáis disfrutado de la ruta de los molinillos de viento. Nos vemos en una próxima entrega. 



Pedidos y consultas

ziasthings@hotmail.com  *


O un mensaje vía facebooksin ningún tipo de compromisoEstaré encantada de atenderos.



Muchísimas gracias por vuestras visitas y comentarios.





<<Canta sin voz,
vuela sin alas,
sin dientes muerde, 
sin boca habla>>.
(El Hobbit, J.R.R. Tolkien)

16 sept. 2013

Y tú, ¿sigues ríos?


¡Hola a tod@s!

La culpa de esta entrada que inaugura el mes de septiembre se debe a una canción de la cantante y compositora escocesa, Emeli Sandé. La canción es River (haz click aquí si te interesa escucharla). Se trata de un tema lento en el cual Emeli Sandé nos deleita con su vozarrón, un manejo extraordinario del piano y una interpretación llena de sentimiento, del que destaco las siguientes estrofas: "if you´re too big to follow rivers, how you ever gonna find the sea?". "If you´re too proud to follow rivers, how you ever gonna find the sea?". Quien dice ríos, dice lagos, lagunas, cascadas, caminos rurales, bosques, montañas, valles ... Porque al final del recorrido, tras superar un camino de baches, dificultades, adversidades, desilusiones, perdidas, tropezones, caídas y recaídas, encajar cada uno de los imprevistos y seguir avanzando con tesón en esa ruta marcada, te espera algo que bien merece la pena, el MAR





¿Es o no es para estar motivado con tan maravillosa meta?. Pasear descalzo sintiendo la arena y los rayos del sol, el rumor del oleaje, la brisa marina y ese olorcito a salitre. Y tras la placentera caminata por la extensa playa y las rocas, llegar a ese paraje soñado y totalmente inesperado, sentarte a contemplar ese entorno natural de singular belleza que invita a tomarte un baño - como mínimo- y cómo rompen las olas contra las rocas con una selección variada de música en tu reproductor de mp3 - ¿he escrito selección?, mejor no os cuento el número de temas al que asciende la carpeta creada a tal efecto, ¡da miedo!-, olvidarse de la rutina, de los problemas, de los sinsabores, dejar volar la imaginación y disfrutar de esos instantes mágicos. Por supuesto, darse ese merecido y reconfortante chapuzón en las aguas cristalinas antes de iniciar el camino de vuelta. Vamos, GLORIA BENDITA. Todo es cuestión de perseverancia, confianza, fuerza de voluntad y flexibilidad, porque seguramente no todo saldrá a la primera de cambio.





Zia ha realizado un pequeño cambio. Ha sustituido las olas por castillos de arena, bueno no, castillos galleteros. ¿Qué es una divertida jornada playera sin los tradicionales castillos de arena?.



En ese viaje al mar he de referirme a una escena de una película dirigida por Alejandro Amenábar, Mar adentro. Dicha escena recrea el viaje imaginario que realiza Ramón Sampedro. Una escena que considero una joya, una perla del cine, más con la música elegida para ese viaje aéreo, "Nessun dorma" de Giacomo Puccini, un aria del acto final de la ópera Turandot (una de mis arias favoritas junto a otra, también de Puccini, pero perteneciente a la ópera Tosca, "E lucevan le stelle"). En el caso de existir alguna pega, sería que no está cantada por Luciano Pavarotti - mi absoluta devoción por su colosal interpretación, ¡qué pasión y sentimiento ponía este hombre!-, pero claro, reflexionas: ¿y si llega a estar la voz de este tenor italiano? ... Me reservo las emociones para que esta entrada no quede de un sensible empalagoso. Simplemente os remito a ver la película, o visionar la escena conociendo la historia del marinero gallego.




Por último, quiero finalizar la entrada con una canción que aporte una alta dosis de energía, vitalidad, esperanza, optimismo y alegría. Para ello, he elegido "Sueños" de Diego Torres, junto con la colaboración de Julieta Venegas. He hecho uso de algunas de sus estrofas para los mensajes que figuran en las fotos.




Presentación final de las galletas con fondant.


Si estás interesad@ en las galletitas con fondant, no lo dudes, escribe un correo electrónico a: 

ziasthings@hotmail.com  *


O un mensaje vía facebooksin ningún tipo de compromisoEstaré encantada de atenderos.



Ahhhhh ... Adelanto del próximo post. Os aclaro que no existe relación con la famosa y jocosa expresión "A relaxing cup of café con leche"... ¿Será "y si te como a besos" de Nek?. ¿"Besos" de El Canto del Loco?. Próximamente se desvelará ... 


"Comerte sería un placer, porque nada me gusta más que tú".  No, no es Danza Invisible con "Sabor de amor".


Muchas gracias por vuestras visitas y comentarios. 

Y qué no falten ... 


10 ago. 2013

Aún queda mucho por aprender, mi pequeña saltamontes


¡Muy buenas!.




  Hace tiempo que quería mostraros una de las ocurrencias de Zia. ¿Corazones en blanco, negro y rojo?. ¿Una llave?. ¿Un pájaro?. ¿Un tablero de ajedrez?. ¿Cupido va a echar una partida al ajedrez?. ¿Y con quién?. ¿Acaso ya no dispone de flechas con las que atormentar a los mortales?. ¿O se trata de Alicia en el País de las Maravillas?. ¿Esto tiene algún sentido?. Según Zia, sí - hay que advertir que se le va pinza a la hora de hornear galletas y decorarlas con fondant-. 

  La culpa la tiene "La Ambición Rubia", en concreto, una de las actuaciones de su gira mundial en 2001, "Drowned World Tour" y el hecho de que creciera viendo series televisivas tipo Kun-fu, El Equipo A y MacGyver, entre otras. Esa actuación corresponde a "FROZEN". Madonna aparece con peluca negra, vestida de geisha con un kimono bicolor. La coreografía quita el sentido, y para Zia, nunca es suficiente, ¡la tía no se cansa de ver el videoclip!. ¡Venga una y otra vez!. Adora esa actuación, "la mejor", por la canción, la música, ese "mmmmmmmmmmmmm ...", la puesta en escena, el vestuario, el uso de colores, la estética japonesa, los movimientos de artes marciales, la historia que se crea ... 

  En este caso, Zia modifica la historia, no la canción. Madonna encarna el personaje de Sakura y no es una geisha. Es una mujer que está en camino de convertirse en toda una samurái, del clan "Dragón Rojo". No os narraré la historia que Zia me ha relatado de Sakura para no hacer pesada la entrada y esto se transforme en "La historia interminable"... Tiene miga ... En ese proceso, el maestro y monje de Sakura, empeñado en llamarla "pequeña saltamontes", pese a que Sakura le lleven los dragones cada vez que su maestro se refiere a ella con ese apelativo y que maneja la katana como si fuera una extensión de su brazo, le plantea un desafío, un juego, debe conectar con su lado emocional si quiere conseguir lo que persigue, o dicho de otro modo, en palabras de Madonna, "the key". Para ello, deberá aceptar jugar una partida al ajedrez, donde cada movimiento que conlleve perdida de ficha le conducirá a una prueba. Premio final: la llave. ¿Y por qué al ajedrez y no una partida al juego de go?. Razón, otro videoclip de Madonna. 

Juego de Go. Fuente: imagen perteneciente a la película "Una mente maravillosa".


En definitiva, tenemos: 

El tablero



Las fichas: ¿negras o blancas?. Sakura, las negras.


La llave



¡Qué comience la partida!.


Desde luego, los jugadores no pasarán hambre. Peligro: comerte las fichas antes de iniciar el juego.


¿Sakura conseguirá superar el reto?. ¿Se alzará con la llave?. 


Y aquí, el videoclip que ha servido de inspiración a Zia:



Si estás interesad@ en las galletitas con fondant, no lo dudes, escribe un correo electrónico a: 

ziasthings@hotmail.com  *


O un mensaje vía facebooksin ningún tipo de compromisoEstaré encantada de atenderos.


¡A comerse el fin de semana con ganas!.


Muchísimas gracias por vuestras visitas y comentarios.

25 jul. 2013

Un tren que no llegó a destino


Tenía varias entradas preparadas en borrador, una de ellas referente a los viajes en tren. No me parece el momento adecuado para publicarla por la tragedia acaecida en Galicia, sería insensible e inhumano, además no me nace. No puedes permanecer ajeno e indiferente al dolor y a la pérdida. No ponerte en el lugar de las personas que han perdido a sus familiares, y que a estas horas, muchas familias aún están en ese dramático campo de incertidumbre de si sus seres queridos viven o no, que se aferran a un hilo de esperanza con todas sus fuerzas, que ruegan poderles ver, volver a abrazarles, darles la mano y un beso, decirles te quiero, ofrecerles esa disculpa que quedó en el tintero, solucionar un tonto malentendido, iniciar o continuar una historia juntos, dar una segunda oportunidad ...

Llegas a casa, después de pasar un rato agradable en una terraza con tus amigas conversando sobre temas triviales, situaciones personales, deseos, sueños, desilusiones, ..., y te enteras que ha ocurrido un accidente ferroviario, un tren ha descarrilado. Enciendes el televisor, a continuación el ordenador, navegas por los principales portales de información para conocer qué ha pasado, y en una primera toma de contacto, las imágenes te golpean, te sacuden. La realidad te sobrecoge, el panorama es dantesco, desolador. El miedo que han tenido que pasar los pasajeros de esos trece vagones, la angustia de los atrapados por salir de ese amasijo de hierros y el arrojo de toda esa gente anónima que se lanzó sin vacilación a ayudar y rescatar a los accidentados. El número de heridos y muertos va aumentando conforme pasan las horas. Te paras a reflexionar y recapacitar en lo efímera e injusta qué es la vida a veces, en cuál es el factor decisivo que hace que una persona pueda contarlo o no. Un simple segundo y ya no estás. Vidas truncadas, sueños rotos, familias destrozadas. Detrás de cada número, hay una persona, unos sentimientos, una historia que desgraciadamente ha llegado a su fin inesperadamente, trágicamente por un accidente.




Aunque este tema de La Oreja de Van Gogh, Jueves, está dedicado a las víctimas del atentado del 11 de marzo de 2004, inevitablemente la asocié a este fatídico accidente ferroviario. Disfrutemos de la vida, aprovechemos cada momento al máximo, no perdamos el tiempo en trivialidades y banalidades, valoremos cada pequeño detalle, porque lo importante de la vida no son las cosas o posesiones, son las PERSONAS, y porque si el tren desafortunadamente no llega a destino, no nos pille sin decirles cuantísimo las queremos.



Mi más sentido pésame a familiares y amigos de las víctimas, fuerza a los heridos en el proceso de recuperación y gratitud a todas esas muestras de solidaridad espontáneas que demuestran que no todo está acabado, que cuando se quiere, se puede, siempre unidos.



<<-Adiós - dijo el zorro-. He aquí mi secreto. Es muy simple: no se ve bien sino con el corazón. Lo esencial es invisible a los ojos>>.
(El Principito, Antoine de Saint-Exupéry)